AP-Frente Amplio: Propuestas programáticas sobre Derechos Humanos

  • Sharebar

El fin supremo del Estado es la persona humana, así la afirmación de los derechos de todos los ciudadanos y en especial de los sectores más vulnerables debe ser el centro de todo proyecto o política pública.

En esa línea se enmarca la Consulta previa, libre e informada a los Pueblos Indígenas que este gobierno promulgó pero ahora reduce a un mero trámite administrativo y pretende excluir a las comunidades andinas.

Las mujeres deben tener igualdad de derechos no solo en el papel sino en la práctica, con mayor presupuesto y articulación intersectorial para la salud sexual y reproductiva, y evitar que el embarazo adolescente siga creciendo, con el impulso a la plena participación política de las mujeres, con alternancia y medidas de prevención y sanción contra el acoso político.

El Estado debe garantizar también ciudadanía plena para la comunidad LGTBI que ha sido invisibilidad en el Plan Nacional de DDHH recientemente publicado y que debe ser corregido asumiendo compromisos concretos con este sector.