Masificación del Gas Natural: lucha ciudadana por la patria soberana

  • Sharebar

Por Manuel Dammert Ego Aguirre

El gas natural es un patrimonio de la nación, su distribución por red de ductos es un servicio público, lo señala la Ley 26221, Ley Orgánica de Hidrocarburos (2003), por tanto debe estar sujeto a regulación gubernamental, control de tarifas y que no persiga fines de lucro. El uso residencial del GN permite un ahorro de hasta 69%, en comparación con el uso del balón de GLP. La concesión del servicio para Lima y Callao ha sido entregada por 33 años, prorrogables, a la colombiana Calidda.

El Perú produce un estimado de 1.1 billones de pies cúbicos diarios, de los cuales un 53% se destinada a la exportación que se realiza con los precios más bajos del mundo entre 0.40 y 1.76 US$xMMBTU, mientras que los precios para el Perú son más caros, entre los 2.18 y 3.22 US$xMMBTU.

PROCESO DE MASIFICACION DEL GAS NATURAL

Solo un 0.7% de la producción del GN se destina al uso residencial y comercial, es decir para la masificación del gas natural que se encuentra estancado. Así en el período 2005- Mayo 2015 se llegará a 279,724 usuarios reales y virtuales. En este mismo período Colombia pasó de 4,2 a 7,8 millones de usuarios reales. Con el plan de inversión de Calidda para el 2014-2018 se llegará a 463,755 conexiones, con esa proyección, en el año 2033 se llegará a las 2 millones de viviendas que demandan conexiones de GN en Lima y Callao.

Este lento proceso de masificación favorece a transnacionales que dominan el mercado nacional del balón de GLP: REPSOL (Española), ZETAGAS (Mexicana), LIMAGAS/LIPIGAS (Chilena), que venden el balón más caro de América Latina, y que además -según INDECOPI- hacen cartel de precios como el aplicado en el período 2005-2011 subiendo por acuerdo empresarial S/.2 soles por balón.

EL TARIFAZO

Calidda, opera la lenta masificación con otras estrategias, así, de acuerdo al Art. 112º del Reglamento de Distribución de Gas natural aprobado por D.S.040-2008-EM, se dispuso la aplicación de la promoción por la conexión de GN a consumidores residenciales de determinados niveles socioeconómicos, por ello hasta junio del 2014, cobraba por la conexión de 01 punto de GN S/.960, pagaderos en 5 años con intereses de 18%. Pero, Calidda paralizó unilateralmente desde julio 2014 la aplicación del mecanismo de promoción y desde entonces cobra por la conexión de 01 punto S/.1,990. Ante esto, OSINERGMIN impuso una multa a CALIDDA pero está en respuesta ha interpuesto demanda judicial para anular dicha multa y además ha presentado un recurso de amparo aduciendo que no está obligada a aplicar el mecanismo de promoción que dispone la ley peruana. Así, los usuarios son  estafados con costos de conexiones exorbitantes e ilegales y Calidda se burla del Estado peruano obligando a los usuarios a pagar facturas mensuales que sobrepasan los S/.45 soles por un punto de GN (por 10 años) cuando venían pagando S/.34 por un balón de GLP. Esto afecta la política de  masificación y sobre todo a los usuarios de los sectores C, D y E.

IMCUMPLIMIENTO DEL CONTRATO DE CONCESIÓN

Con esto, Calidda ha incumplido el Contrato de concesión de distribución de gas por red de ductos, así lo corrobora OSINERGMIN cuando comunica tanto a la concesionaria como al Ministerio de Energía y Minas, que ésta ha incurrido en incumplimiento grave de las leyes a la que se encuentra sujeta por la clausulas 9.13, 16.1 y 21.1-C4 del contrato. Es decir se han configurado causales de caducidad de dicho contrato ¿Y qué se hace al respecto?

LUCHA CIUDADANA POR GAS BARATO PARA TODOS

Los usuarios de Lima y Callao, están organizados en su Asociación de usuarios y vienen accionando  medidas de lucha  exigiendo ampliación de los planes de conexiones para 1 millón de usuarios en los próximos dos años,  aplicación del mecanismo de promoción, tarifas justas y sociales, revisión de los contratos de servicio, acción estatal ante el incumplimiento del contrato de concesión por parte de  la concesionaria y también exigen al Congreso de la República la aprobación del Proyecto de Ley  3377 de masificación del gas natural domiciliario de mi autoría.

Un primer logro de esta lucha es la Resolución de  OSINERGMIN Nº 181-2015-OS/CD que aprueba el “Procedimiento para las licitaciones de las instalaciones internas de gas natural domiciliario”. Con esto, desde setiembre de este año, Calidda no puede obligar a los usuarios residenciales a firmar contratos por S/. 1990, ya que las instalaciones internas (representan S/. 1359), ahora se realizaran con otras empresas que ganaran las licitaciones convocadas por el Estado peruano.

La Ministra de Energía y Minas hace cinco  meses atrás, prometió un Decreto Supremo que solucionaría el tema de la promoción, el mismo que hoy se encuentra en el despacho presidencial para la firma.  Los usuarios organizados esperan respuestas, y se preparan porque la lucha por la soberanía energética continúa.